Reality shows deportivos, ¿por qué nos gustan?

Celebridades Calendario 21 sep 2022 Nora Morales

Existen pocas cosas que suelen gustar más que un “basado en hechos reales” en una película o serie, aunque es ambigua esa frase, nos hace sentir un interés añadido a aquella historia. La narrativa se confunde con el chisme.

Ahora, los deportes también forman parte de la programación que más espectadores tiene, y no es por el amor a ver mujeres y hombres haciendo proezas, sino por la competitividad. Un arma que siempre nos ha encantado a la humanidad.

¿Qué pasa cuando unes estas dos obsesiones en un mismo producto cinematográfico? Un éxito en rating. Hablamos de los reality shows deportivos. 

¿Por qué es que nos obsesiona tanto este tipo de contenido?

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida por Exatlón México (@exatlonmx)

Los reality shows nos dan la falsa sensación de que realmente conocemos a las personas que vemos en la pantalla. Este sentido de tener una relación personal se amplifica con la etiqueta de “realidad'', aunque somos conscientes de que es muy exagerado. Los lazos estrechos entre familiares y amigos están en mínimos históricos. Con el tiempo, llegamos a ver a las personas retratadas en la pantalla como amigos. Nos identificamos con sus luchas y triunfos. Toma mucho menos tiempo ver un programa de televisión de media hora que conectarse con un amigo.

Además que los realitys juegan con el área entre el idilio infantil de los juegos y la realidad aterradora de las noticias. Logrando muchas de las veces un equilibrio entre la verdad y la utopía, creando un producto accesible y de fácil consumo.

Se puede elogiar a los creadores de programas de telerrealidad por la forma en que combinaron todos los ingredientes en un formato de televisión. Lograron transmitir la sensación entre juego y realidad que es la base de los deportes, pero aceleraron el ritmo, eliminaron los momentos aburridos y agregaron historias de fondo melodramáticas.

Casi como una suma de uno más uno, ¿qué es mejor que un reality show y un evento deportivo? Un reality deportivo.

Este tipo de producto televisivo ha atrapado a millones de personas, creando una comunidad deseosa del siguiente capítulo, apoyando a su favorito y enganchándose con las historias de los participantes.

Vivimos indirectamente a través de las experiencias de las estrellas de los reality shows, desde la seguridad de nuestros propios hogares. En realidad, no tenemos que arriesgar nuestro corazón o nuestra reputación cuando vivimos indirectamente las experiencias de los participantes del programa.

Además, si a esta realidad le sumamos que suelen ser participantes fornidos, bien parecidos y agradables, nos reflejamos en un ideal que la misma sociedad nos invita en cada foto publicitaria. 

Lo que amamos de estos programas es un coctel entre empatía, idealización, identificación y competencia. Menos mal es una adicción sana, al final del día.

Disfruta del entretenimiento en casa con la tecnología que sólo Sanborns tiene para ti, da click AQUÍ.

En circuloplussanborns.com/, utilizamos cookies para proporcionar y mejorar nuestros servicios.

Esto nos ayuda a ofrecerte la mejor experiencia posible. Al utilizar nuestro sitio, usted acepta usarlos. Aprenda más

Círculo Plus Sanborns